febrero 01, 2023

Milagros padece lupus y sufrió un derrame sexual; ella sólo quiere vivir y amar

Milagros padece lupus y sufrió un derrame sexual; ella sólo quiere vivir y amar

Bolivar Hernandez*
Milagros es una joven mujer de 35 años, que ha padecido rechazo desde que estaba en el vientre de su madre.
La madre de milagros sufrió un abuso sexual por parte de un pariente cercano, y quedó embarazada sin desearlo. Esta mujer rechazaba a esa criatura que cargaba en su vientre, y tuvo varios intentos deliberados de aborto, sin éxito alguno.
Milagros nació prematuramente a los 7 meses de gestación. Bajo peso, talla pequeña y varios males fisiológicos.
En cuanto nació Milagros
Su madre se la regaló a una hermana mayor. No quiso saber nada de esa hija no deseada. Su tía-madre la crió con mucho cariño.
La madre biológica y el padre biológico de Milagros eran un par de perfectos desconocidos para ella.
Muy tempranamente se descubrió que Milagros tenía una válvula cardiaca defectuosa. Entonces fue operada a corazón abierto y le colocaron una válvula nueva. Con orgullo muestra una enorme cicatriz en su pecho.
A los 22 años
Milagros se enteró que tenía lupus. Un padecimiento raro y mortal. Una enfermedad autoinmune, es decir, que el propio sistema inmune ataca células y tejidos sanos por error.
Puede dañar severamente las articulaciones, la piel, los riñones, el corazón, los pulmones, los vasos sanguíneos y el cerebro también.
Milagros es una chica muy inteligente y vivaz, que destacó en sus estudios y se graduó con honores. Pronto consiguió un buen trabajo y ascendió a jefa de departamento por sus méritos.
Al cabo de dos año de laborar en esa empresa privada, un día cualquiera Milagros sufrió un derrame cerebral. Le paralizó la mitad izquierda de su cuerpo, le dejó la boca torcida, y coja de una pierna, y sin fuerzas en la mano .
A su corta edad fue declarada incapacitada laboralmente, y el seguro social le asignó una pensión vitalicia.
Ella trae consigo un botiquín con todas sus medicinas que debe ingerir todos los días de su vida, son 22 entre pastillas, cápsulas, y grageas. Que ella ingiere en perfecto orden.
Es una chica bonita, agradable, y con buen carácter, y muy apasionada. Conserva una sonrisa chueca en su rostro y observa un ánimo desusado en pacientes de lupus.
Ha tenido una vida amorosa normal
Tuvo varios novios seguidos y una pareja con la cual convivió dos años. Tuvieron un embarazo, muy deseado por ella, pero perdió el producto naturalmente.
Su pareja evaluó la situación médica de Milagros y decidió que esa relación era muy riesgosa e impredecible, y desapareció de su vida sin decir adiós.
Milagros poseen una casa muy bonita, llena de perros de compañía, y decorada con buen gusto, excepto por unas paredes pintadas de negro. Con orgullo exhibe sus fotografías de animalitos y de su hogar.
Tiene un auto nuevo, pequeño, que maneja con una sola mano. Tiene, afortunadamente, en qué moverse con comodidad pero no tiene a dónde ir.
Gusta de pasar sus días paseando por los centros comerciales de moda. No compra nada para ella, quizás un helado o toma un café, y pone la mirada en el infinito.
Ella dice con tristeza: Tengo todo lo que necesito para vivir bien, pero una salud precaria y puedo morir en cualquier instante.
Milagros vive el día a día, un día a la vez.
Con un amor estaría completa -dice ella-, y se suelta a llorar.
*La Vaca Filósofa
Foto: pixelheart

About The Author

Un joven y dinámico diario web, con información actual, de ágil lectura, enfocado en Política, Negocios, Educación, Derechos Humanos, Ciencia, Sexualidad, Tecnología y diversos temas de México y el mundo. Contamos con la colaboración de importantes plumas que escriben desde diversas partes del orbe y con la fina ironía de caricaturistas reconocidos internacionalmente.

Related posts