agosto 10, 2022

Ensayo sobre la generación Z: Los impacientes e irreverentes nativos digitales

Ensayo sobre la generación Z: Los impacientes e irreverentes nativos digitales

Bolivar Hernandez*
La generación de jóvenes denominada Z, le sucede a la generación X, son los chicos nacidos a finales del siglo XX. Los jóvenes nacidos en los años 90, han sido bautizados como generación Z.
Nativos digitales
Son jóvenes criados entre pantallas y con un acceso a la Red. Socializan y aprenden en línea, como no lo ha hecho ninguna generación anterior.
Son autodidactas, flexibles antes los cambios y, al mismo tiempo, son impacientes y propensos a perder el respeto a sus mayores: padres, profesores y jefes, si piensan que tienen la razón.
El reto de la universidad
La educación universitaria tiene que ofrecer una educación atractiva y estimulante, que se aleje profundamente de la educación tradicional.
Los nativos digitales no toleran el antiguo magister digital, la palabra sagrada de sus profesores sabelotodo, ¡No!.
Esa cátedra magistral donde solo el maestro habla y todos toman apuntes calladamente, eso es insoportable para los chicos de hoy.
Los nuevos alumnos son poco perseverantes en el estudio, si algo no les parece bien simplemente se largan, abandonan la universidad con facilidad.
La generación Z necesita obtener lo que desean al instante, tienen muy poca capacidad de tolerar la frustración. Son, por lo general, seres frustrados.
La desmotivación de la generación Z , conlleva a una alta deserción escolar, y a un bajo índice de culminación y titulación. No les interesa el cartón o el título. No les importa la carrera académica, ni coleccionar grados ni reconocimientos universitarios.
La generación Z no quiere clases teóricas, sólo prácticas, tipo taller de aprendizajes, porque siempre habrán de preguntar lo siguiente:
¿Y esto para qué me va servir en mi vida.? ¿Para qué voy a aprenderlo?
La generación Z tiene un amigo fiel que es la Internet. Porque es su espacio de ocio y principal fuente de conocimientos. Estos chicos buscan en YouTube toda clase de tutorías, para resolver problemas prácticos.
Le dedican a la plataforma de videos, 3 1/2 horas diarias para consultas. También manejan bien el idioma inglés, por seguir todas las series estadounidenses.
Los chicos de la generación Z ponen en duda todo el discurso de sus mayores, ya que todo es susceptible de ser respondido en la Red.
Finalmente, los jóvenes de la generación Z poseen una inmensidad de información proveniente de la Internet, pero escasa capacidad para analizar críticamente ese caudal de datos, oceánico.
Colofón
En los inicios del siglo XXI, concluí mi labor docente en la universidad, y me tocó todavía presenciar, en mis clases, el comportamiento de los alumnos muy adictivos a la computadora y a los teléfonos móviles, con la vista fija en las pantallas de sus dispositivos digitales. Chateando sin parar, sin ninguna reserva, ni pudor.
Muchos de mis alumnos se enorgullecían de no haber pisado nunca la magnífica biblioteca de la Universidad Iberoamericana, y también de no haber leído un solo libro durante la carrera, porque preferían los resúmenes de las obras que alguien, con mucha visión, los hacía y los vendían como pan caliente.
Por esas razones y otras, me retiré de la docencia universitaria, con un dejo de tristeza y desolación.
Fui educado a la antigua manera de enseñar con un espíritu crítico e informado. Con la nueva era de la educación, ya no me hallaba cómodo. ¡Hasta pronto. desobedientes!
*La vaca filósofa.
Foto: Sasin Tipchai en Pixabay 

About The Author

Soy binacional México-guatemalteco, 77 años. Antropólogo, psicoanalista, periodista, ecólogo, ciclista, poeta y fotógrafo.

Related posts