febrero 01, 2023

Sheinbaum y el Metro: El sueño truncado de ser Presidenta

Sheinbaum y el Metro: El sueño truncado de ser Presidenta

Mary Sandoval*

En mi artículo A un año de la tragedia de la línea 12: ninguna persona detenida ni procesada,  dije lo siguiente: Desde que Cárdenas gobernó la CDMX, el metro ha sido la caja chica del jefe de gobierno.(…) Si el gobierno de la CDMX necesita dinero, lo toma del metro, ya que tiene un flujo de efectivo impresionante y difícil de rastrear. (…) Lo cierto es que desde el año 2000, el STC-Metro no ha recibido el mantenimiento adecuado. Investigaciones periodísticas han señalado que el colapso de la línea 12 no fue un accidente, su construcción estuvo plagada de fallas y actos de corrupción.
Desde que arribó al poder López Obrador y toda la runfla de lacayos del partido oficial, así como la aplicación de esa hipócrita “austeridad republicana”, han mermado mucho más los recursos del en  otrora eficaz, seguro y rápido sistema de transporte público. Prueba de ello son los recientes accidentes y fallas en varias líneas del Metro; desde incendios por ponchadura de neumáticos, hasta el choque de dos trenes entre las estaciones La Raza y Potrero de la línea 3, con saldo de un muerto y 101 heridos; y el desprendimiento de dos vagones en la estación Polanco de la línea 7. Y este lunes 23 de enero, el conato de incendio por presunto corto circuito, en estación Barranca del Muerto.

Se dice que el Sindicato de trabajadores del Metro, ya había advertido, de acuerdo a algunas versiones periodísticas, que se necesita realizar el mantenimiento a toda la red del STC-Metro, pero al gobierno de Sheinbaum parece le importó un bledo.

La campaña presidencial adelantada y el sabotaje del Metro
Estamos a un año y cinco meses de elegir al presidente de la República para el sexenio 2024- 2030, y el mandatario mexicano adelantó las campañas de los posibles candidatos al cargo, los conocidos como corcholatas. Una de esas corcholatas es Claudia Sheinbaum Pardo.

Esta hiperactiva corcholata ha dejado a la deriva a la Ciudad de México, por andar en campaña anticipada para la presidencia; lo peor del caso es que esta campaña se paga con recursos públicos. Por eso, en diferentes áreas o sectores del gobierno capitalino se presentan serias deficiencias, como en el Sistema de Transporte Colectivo-Metro.

Salvador García Soto, en su columna Sheinbaum y la maldición del Metro, publicada en el portal de noticias Criterio, afirma que la decisión de haberle recortado presupuestos a un sistema como el Metro, que funciona todavía con equipos e infraestructura de entre 30 y 50 años, ha resultado una de las más costosas y dañinas no sólo para los millones de usuarios diarios de este medio de transporte, sino también para la responsable de esos recortes, la jefa de gobierno Claudia Sheinbaum.

No es casualidad ni mala suerte que tres, de los cuatro accidentes más trágicos ocurridos en las instalaciones del Metro, en 54 años de historia que tiene, se hayan registrado durante la actual administración capitalina, que acumula 28 muertos en cuatro años por tragedias y “accidentes” de ese transporte; mientras en los 50 años previos, solo se contó una gran tragedia con 31 muertos en 1975.

Sin duda, los recortes de recursos para el mantenimiento adecuado de la red del Metro, así como la falta de un director que realmente sepa resolver la problemática, han hecho que este transporte público sea uno de los más inseguros.
Carmen Morán Breña, en su columna Sheinbaum insiste en el sabotaje del Metro y pone los casos atípicos en manos de la Fiscalía, publicada en el diario El País, menciona algo muy interesante: El Metro se ha convertido en el protagonista de la política municipal en los últimos días a raíz de un accidente el pasado 7 de enero con una víctima mortal. 
Mientras tanto, ante el goteo de incidencias, el gobierno capitalino pone el interés político en el sabotaje y la vigilancia policial. Al verse rebasada Sheinbaum con lo sucedido, resulta que tanto ella, como el presidente, se hacen las víctimas, afirman categóricamente que todo lo que está pasando en este sistema de transporte es para perjudicarlos. Y, con esa excusa, se lavan las manos y evaden su responsabilidad. Por eso se le ocurrió a la jefe de gobierno capitalino, solicitar al presidente que mandaran 6,000 elementos de la Guardia Nacional para cuidar las instalaciones del Metro. Con estos elementos, y frente a sus narices, este sistema de transporte sigue y seguirá presentando fallas graves, mientras no se haga el mantenimiento urgente y adecuado a toda la Red.
En conclusión, lo sucedido con el Metro de la CDMX, donde el gobierno capitalino y el propio Presidente optan por victimizarse, en vez de asumir sus responsabilidades, han provocado que las aspiraciones presidenciales de Claudia, la corcholata, se vayan al caño. Ello, al final de cuentas, le saldrá política y electoralmente muy caro al partido oficial y al actual huésped del Palacio.

Foto: Twitter claudia sheinbaum

*Egresada de la licenciatura en pedagogía por la Facultad de Filosofía y Letras de la UNAM.
Una de mis pasiones es el periodismo de opinión
Mi Twitter: @iztalccihuatl /Mi blog: La Centinela Política
Comulgo con dos magníficas frases de Gabriel García Márquez: Ser periodista es tener el privilegio de cambiar algo todos los días y La prensa es la artillería de la libertad.

About The Author

Maestra en Periodismo y Comunicación; directora de noticias, editora, jefa de información, articulista, reportera-investigadora, conductora y profesora. Copywriter de dos libros sobre situación política, económica y narcotráfico de México; uno más artesanal de Literatura. Diversos reconocimientos, entre ellos la Medalla de plata por 50 Aniversario de Radio UNAM y Premio Nacional de Periodismo, categoría Reportaje.

Related posts